Las redes de pago y los mensajes a pozo vacío

Puede que muchos usuarios de Internet, piensen que las redes de pago son de pago por su alto nivel de efectividad o por la facilidad que puedan llegar a demostrar a la hora de efectuar listados personalizados de mujeres y hombres que se ajusten a sus criterios de selección o simplemente tengan un alto grado de afinidad.

Esto que de base debería de ser – sencillamente – una máxima a cumplir por un servicio por el cual estamos pagando, realmente en muchas ocasiones no se da así.

La gran mayoría de las redes de pago para buscar pareja o tener encuentros oscasionales, presentan un registro completamente gratuito para las mujeres – el menor % de registros de este tipo de páginas – pero al mismo tiempo les limitan muchas o algunas de las funciones destacadas en la red para tener y mantener el contacto con otros usuarios de esa plataforma. Esto que hasta un cierto punto puede llegar a resultarnos normal o incluso un gancho más que efectivo para garantizar la presencia de estas mujeres que se han registrado de forma gratuita, tiene un efecto devastador en muchos de los hombres que pueden llegar a estar interesados en ponerse en contacto con ellas, pues las mismas en muchas ocasiones no tienen oportunidad de contestar o incluso de acceder al contenido de los mensajes que han recibido.

Estos hombres lejos de recibir una notificación de la imposiblidad de estas mujeres en dar respuesta a sus mensajes, pueden restar esperanzados a un posible contacto con esas personas. Claro esta, tarde o temprano, esta espera se convierte en una mella más en el cómputo de conexiones infructuosas del haber de estos hombres y su visión de la posible efectividad de esa plataforma comienza a tornarse algo más sombria y oscura,  llegando en casos extremos a tomar decisiones drásticas como cancelar cualquier tipo de suscripción a los servicios ofertados en estas páginas.

Realidad aumentada o disfrazada

El modelo de funcionamiento de este tipo de redes de pago, puede ser altamente efectivo siempre y cuando todos sus usuarios mantengan y paguen sus cuotas de suscripción. Es en este escenario y no en otro cuando las estadísticas de las que pueden llegar ha hacer alarde en sus portadas, tienen en sí un mayor valor aproximado a la realidad cotidiana que encierra sus páginas.

Al respecto de las famosas estadísticas de efectividad que presentan la gran mayoría de estas páginas – con un maravilloso “(*)” que nos llevará a cualquier rincón o espacio poco destacado – hemos de ser muy conscientes de que en la gran mayoría de las ocasiones, por no decir siempre; estos datos estadísticos reflejan un periodo de tiempo que no tiene porque ser el actual. Es más, los mismos bien pueden reflejar un periodo de tiempo determinado en el cual se conjugaron los astros y se formaron de forma misteriosa y sin motivo alguno un mayor número de parejas gracias a su plataforma… ¿quién sabe?

Esto lejos de ser un engaño, es simplemente una verdad a medias, pues si hace 4, 6, o 12 meses se formaban tantas parejas eso no quiere decir en absoluto que el mes anterior se continuara esa línea estadística.

Anuncios

Será el año 2012 de las redes gratuitas para buscar pareja

Empezamos un nuevo año y el panorama económico a nivel mundial no puede pintar peor. Muchas mujeres y hombres miden con recelo todos aquellos gastos fijos mensuales que tienen actualmente, intentando economizar en la medida de lo posible cualquier gasto innecesario o del que puedan llegar a prescindir.

Dentro del grupo de servicios contratados que muchos usuarios de Internet tienen en la actualidad, uno de los que estan siendo observados con cierta atención son los ofrecidos por las redes para buscar pareja de pago.

Aunque la efectividad que hayan podido llegar a experimentar en este tipo de páginas ha hecho hasta la fecha que continuen manteniendo la suscripción mensual de este tipo de servicios para encontrar pareja en línea, hoy la búsqueda de alternativas gratuitas prima por encima del coste que puede llegar a representar de forma anual este tipo de páginas, que en algunos casos puede llegar ha ascender incluso hasta los 400€.

En Internet existen multitud de espacios o redes en los cuales podremos disfrutar de practicamente todos los servicios ofertados por algunas de las redes de pago más conocidas, pero en muchos casos los usuarios de estas redes de coste determinado, miran con recelo estos servicios completamente gratuitos, pues los mismos en algunos casos se han ganado una fama poco merecida como espacios desactualizados, abiertos al spam constante y ausentes de cualquier tipo de supervisión de las fotografías publicadas por sus usuarios.

La verdad es que ya durante el año pasado – incluso anteriores – muchas de estas páginas o redes gratuitas apostarón fuertemente por mantener un estándar de calidad tan sumamente elevado que podría llegar a rivalizar con las redes de pago en lo concerniente a supervisión y control de los contenidos publicados, evitando de esta manera que se infiltrarán desde spammers hasta scammers en sus páginas, controlando la publicación de fotografías publicadas de forma manual y diaría, como es el caso de redes como buscar pareja gratis. Como esta, otras muchas páginas de búsqueda de pareja en línea se han subido al carro del control del material publicado por sus usuarios, ya que el crecimiento de estas páginas gratuitas durante el año 2011 fue considerable y la previsión para este nuevo año que arracamos no puede ser más favorable.

Dar una oportunidad a este tipo de páginas es abrir una ventana a la posibilidad de reducir un gasto mensual y por supuesto, echar un vistazo a las plataformas que durante este año crecerán sin lugar a dudas incluso más que las redes de pago.


Amor, amistad y otras cosas que no debes pagar

Llevo ya un cierto tiempo siendo espectador de una de las campañas publicitarias basada exclusivamente en el spam – envío de copias de un mismo mensaje en comentarios de blogs – de una de las redes semi-gratuitas de encuentros de la red más conocidas de la red.

Aunque el servicio de dicha página no es que sea mejor o peor que el resto de redes gratuitas, semi-gratuitas o de pago, la idea de centrar en cada una de las copias de los mensajes empleados el mismo empeño en convertir a sus usuarios en miembros premium – o sea pagando la suscripción – y atacando de forma directa e indiscriminada a todas las páginas y redes gratuitas de la red me hacen pensar que hay cosas en esta vida que sin duda no han de tener precio.

Hace 20 años pensar tan solo que deberías de pagar una cuota mensual para buscar nuevas amistades o encontrar a tu nuevo amor en línea, era simplemente algo complicado de creer. Hoy en día gracias a este tipo de redes y a sus promesas – falsas o no – de éxito en la búsqueda de lo que sea que nos haya empujado a utilizar sus servicios, es algo más común de lo que podemos llegar a pensar por desgracia.

Pero realmente ¿la amistad tiene precio?  y ¿el amor?. Yo soy de la opinión de que conseguir ampliar nuestro circulo de amistades o encontrar pareja, son simplemente cosas que son incuantificables, por lo que fijar un precio o peor aun una cuota mensual para conseguir ambas cosas simplemente me parece algo francamente sucio. Es como si mañana intentarán cobrarle por respirar demasiado o por bajar las escaleras de dos en dos peldaños. Leer el resto de esta entrada »


Encontrar pareja gratis en Internet

La búsqueda de un nuevo amor se a convertido en uno de los negocios más rentables de nuestro siglo en Internet. Las redes de encuentros casuales o destinadas a encontrar pareja de pago por suscripción inundan a diario con su publicidad todas y cada una de las páginas de Internet que visitamos.

Pero ¿realmente es necesario pagar para encontrar pareja? Aunque son muchos los partidarios de este tipo de redes por muchos aspectos, aunque principalmente por los servicios adicionales que pueden llegar a ofrecer a sus miembros con sus test de afinidad, en Internet existen multitud de alternativas para encontrar pareja gratis, disfrutando practicamente de todos y cada uno de las funciones y servicios que puedan llegar a ofertar las redes de pago. Leer el resto de esta entrada »